jueves, 3 de agosto de 2017

VICTORIOSO CABALLERO


Bronco es el aire infernal que deviene en la mentira
cuando en la calle dormida se esconden las soledades.
Reniega el cielo contrito del ser que disimulando,
al mundo le va contando los desdenes de su azar.
Quiere y no sabe entregar la luz que oculta en su adentro,
y el pecho le cuenta el cuento de poder y no poder.
Ciega es la luz del querer aunque sepa que en mentira
vive su cuerpo y delira por enseñar su verdad.
Por la avenida desierta, todos conocen su estampa...
Al albur sombrío campa por el desierto de arena,
sosteniéndose en la pena de ser sin ser un buen hombre.
Victorioso caballero sin corcel ni escudos de oro.
En el patio del decoro guarda el limón ese yugo,
que amargo donó su jugo para vivir con los tiempos.
Quieres y no sabes ser...
No es tarde para crecer entre el bosque del sentido.

Carmen Azparren Caballero 

No hay comentarios:

Publicar un comentario